Del fin de semana pasado y Olmué

Realmente necesitaba verte y declaro el fin de semana pasado como: días felices.


Álvaro Henríquez es para mí un grande y cada vez que vuelvo a verlo en alguna actuación en vivo (Olmué, que estuvo realmente bueno) recuerdo lo mucho que me gusta y lo buen músico, cantante y compositor que es.


La Violeta, digan lo que digan algunos, es la más grande artista nacida de nuestra tierra y cada vez que escucho eso de boca de otros artistas me estremezco. Sus letras y melodías, a veces hasta poco melodiosas, tocan mi alma como ningún otro cantante.


Gracias a Los Bunkers por abrir su participación con Corazón Maldito y Run Run Se Fue Pa’l Norte y por ofrecer siempre actuaciones sólidas y por seguir creciendo como artitas.


Realmente es divertido el famoso Ruperto. Humor sano, simple pero ingenioso. Me reí mucho.


Tenemos artistas de sobra para hacer un festival con invitados exclusivamente chilenos. Me encantaría que se tomara la idea o que el mismo Festival de Olmué durase un poco más, porque es muy sano rescatar nuestras raíces y reconocer y conocer tal vez todo el talento que hubo y hay en Chile.

Comentarios

Cristian dijo…
Es que la gente no cacha realmente que la Violeta es lo más grande que hay. Si hubiese sido gringa la tendrían sentada a la derecha de los dioses como Dylan o los Beatles. Pero no, nació en Chile y no faltan los poco iluminados que dicen: "ay, es que me carga su voz". Como si eso importara realmente.

A mí me gustó Álvaro con el Pollo Fuentes ("Calderero" es una notable canción) y Los Bunkers, obvio. Pero más me gustó estar contigo. Suscribo a lo de los días felices. Hay que recordarlos cuando haga falta. Un beso grande.

Entradas populares