Sufría...

... y caminaba llorando, avanzaba con los ojos cubiertos
y se retorcía y gritaba
y ya no le importaban las miradas,
ya no le incomodaba que la vieran así
y cerró sus cortinas y lloró
lanzó un grito que ahogó enseguida,
hundiendo su cabeza en la almohada,
buscaba su olor
y gemía
y tiritaba
y olfateaba
hasta que se durmió

Comentarios

Lore Ortiz dijo…
Bu... tanto sufrimiento... faltó la cara desencajada por el llanto, la piel irritada por la sal de las lágrimas... espasmos de dolor...
(pa ponerle más color digo yo)...

Un beso, chau
Lore

PS. Me gusta el efecto que me produjo este poema... doloroso.
Cristian dijo…
Lo bueno es que logró quedarse dormida. La luz al final del túnel.
marcos dijo…
me recuerdas el dia en que mi padre tomò su sueño eterno.
Saludos
Sol.. dijo…
Asi como después de la tormenta viene la calma, después de una batalla, siempre habrá paz.. y después de la oscuridad, la luz.. y después del llanto, la risa.. o el sueño..

Te dejo un gran beso amiga!

(Se le está extrañando en mi blog)
Raúl dijo…
"buscaba su olor y gemía"

Y hay quienes buscan el olor de su saliba en la piel de quien aman. Y enloquecen ante esa ausencia...

Saludos,

Entradas populares